Arq. Liliana Adamo, en Google+

lunes, 29 de noviembre de 2010

La Diagonal con diseño Parisino.




Les sugiero caminar durante un fin de semana , cuando está mas despejada , por la Av Presidente Roque Saenz Peña, nombrada habitualmente como Diagonal Norte, seguramente les llamarà la atenciòn la uniformidad en la altura de las construcciones, una continuidad edilicia muy poco habitual en nuestra caòtica ciudad de Buenos Aires, se da desde la Plaza de Mayo hasta la Plaza Lavalle.




Es que a fines del siglo XIX, principios de XX, la ciudad se encontraba comprometida con ambiciosos proyectos urbanos, se buscaba lo estètico a travès de reglamentaciones que normatizaran las construcciones, siempre mirando hacia Europa, tratando de imitar el plan del baròn Haussmann, con el que se diseñò la ciudad de Parìs
Los trabajos de la apertura de la Diagonal comienzan en 1914, donde la Municipalidad compra o expropia una importante franja de terreno , concluyendo en 1943. Con ese proyecto, se buscaba crear vías más rápidas en una ciudad cuya población aumentaba gracias a la cantidad de inmigrantes que llegaban a ella, Por eso, se dispuso abrir las dos diagonales desde la histórica Plaza de Mayo, una al sur, y otra, al norte. Se pensaba en una mayor aireación que permitiese una vida más saludable, ademàs que las angostas calles que poseía Buenos Aires impedían construir edificios de gran altura
Para ello se contrató a José Bouvard, de la Municipalidad de Parìs, si bien habìa una norma previa , del plan de Bouvard sistematiza la especificación de las alturas en relacion a los anchos de las avenidas. Esta altura de edificación fue clave para la construcciòn del Obelisco, 67,50 m para no desentonar con la imàgen del conjunto de la Diagonal Norte
En esos años la Avenida se convierte en la opulenta vidriera del progreso de la ciudad y es elegida para el asiento de las casas matrices de importantes empresas, una de ellas es la de una familia netamente identificada con las grandes estancias de la Patagonia , los Menendez Behety.
Y allì està,... un edificio poco conocido, hay que levantar la vista, observarlo desde la vereda contraria y se descubre,en toda su opulencia, en el 547 de esta Diagonal Norte.

Quizàs lo que mas llame la atención es el grupo escultòrico encaramado a mas de 20m de altura sobre sòlidas columnas. A la derecha descubrimos a Hermes, Dios del Comercio, anque tambièn de los tramposos y los viajeros, a la izquierda Poseidòn, Dios de los Mares, con su tridente capaz de producir maremotos, si lo enojan, en el centro cuatro alegorìas femeninas “la Industria”, con un engranaje dentado a su lado, “la Agricultura”, con espigas en sus brazos, “la ganaderìa” con una oveja, y “la Navegaciòn” con un ancla


El edificio de siete pisos, dos sòtanos, planta baja , entrepiso y azotea fue diseñado por el ingeniero y arquitecto Arturo Prins en 1926, para la familia Menendez Behety. Actualmente en la planta baja funciona un banco, en el resto del edificio hay oficinas entre ellas las de la Estancia Marìa Behety S.A. y el Cosulado de Chile
Y ahora , sòlo es cuestiòn de observar,...sobre tan emblemàtica avenida otros edificios se destacan… pero eso es otra historia.
Arq. Liliana Adamo

1 comentario:

  1. Bello! Me encanta esta parte de Buenos Aires, nunca me canso de admirarla.
    Gracias, Lily, muy buen posteo!
    Besos.

    ResponderEliminar

Deja aquí tu comentario.

Seguidores