Arq. Liliana Adamo, en Google+

martes, 13 de septiembre de 2011

UN PALACIO VENECIANO EL ex-INSTITUTO BIOLOGICO ARGENTINO



Av de Mayo y la Plaza de los Dos Congresos es un mosaico de edificios de la época en que Buenos Aires era llamada " la París de América", descubrirlos es, a parte de un deleite visual ,conocer y valorar mucho más la historia de esta hermosa ciudad. 

Sobre la Av. Rivadavia hacia un lateral de la Plaza de los Dos Congresos se destaca un edificio que parece extraìdo de una postal veneciana. Con una fachada de estilo neoveneciano, y un remate con un conjunto escultòrico inspirado en "la torre del reloj de San Marco de Venecia" es reconocido como hito dentro de la Ciudad de Buenos Aires. 
Hace años que la campana està en silencio,... los campaneros que martillaban sobre ella dejaron de golpear y el reloj de la torre del ex INSTITUTO BIOLOGICO ARGENTINO ya no da la hora. Contaba mi suegro que pocos saben que uno de sus autòmatas tiene un brazo quebrado, le tocò a èl y a su cuadrilla de operarios repararlo en en la dècada del 50... hoy el edificio espera pacientemente volver a su antiguo esplendor.
Se inicia su historia en 1926 cuando El Instituto Biològico Argentino necesitaba en la Capital un edificio que reflejase claramente su impronta científico-económica , nace a partir de una idea del doctor Silvio Dessy, médico bacteriólogo de reconocida trayectoria. Fue diseñado, por el arquitecto italiano Atilio Locatti , y con el tiempo declarado Monumento Histórico de la Ciudad de Buenos Aires.



Desde fines de la década de 1940 el edificio pertenece al Estado, en 1949 empezó a funcionar allí el Instituto Nacional de Previsión Social y en 1997, tras servir para otras dependencias, fue adjudicado como sede a la Auditoría General de la Nación. Hoy está en restauración.


Tecnicamente fue un edificio concebido con estructura independiente en hormigón armado, un indiscutible adelanto constructivo para la época de ejecución, La construcciòn se hizo a usanza de los grandes palacios renacentistas venecianos: en el subsuelo, los servicios, basamento, piano nòbile ( planta baja y primer nivel), desarrollo y coronamiento . Funcionalmente, el edificio fue concebido como dos unidades independientes de uso mixto. Una, representativa de su función primaria, "la investigaciòn cientìfica" que ocupaba los primeros niveles, en cuyo interior había una invalorable cantidad de obras de arte y la otra, destinada a su función secundaria, "con departamentos para renta, o lugar de alojamiento para los investigadores",  ocupando los pisos superiores. En la planta baja se pueden observar aún los tres imponentes portones de acceso , paredes y pisos de mármol, cielorrasos decorados con tècnica maruflada (encolada) obra del artista Orlandi, representando simbolicamente "la ciencia y el objeto del instituto". Toda la carpintería es de hierro  revestida con láminas de bronce. El ascensor es una cabina de hierro forjado, forrada en madera de roble previamente tallada. Màrmoles, bronces, maderas nobles, tallas, esculturas, pinturas, vitrales , obras de arte por doquier son el "leit motiv" de este edificio .
En algunas situaciones al coronamiento o remate de ciertas construcciones se las suele llamar "la quinta fachada". En este caso es "La Torre del Reloj" que originalmente no estaba incluìda en el diseño primitivo , con un reloj y dos vulcanos campaneros, la alternativa resultante a los remates con cùpulas, de esa època. El conjunto escultòrico es similar al ubicado en la Plaza San Marco, en Venecia, Italia . Este fue encomendada a Miroglio Hermanos, la afamada firma de Turín , la prueba de funcionamiento del reloj fue presenciada por Su Alteza Real el Duque de Aosta, en la mismísima ciudad de Turín. El artista que se encargó de la fundición de los vulcanos de 4m de altura, fue Vedani, quien rediseñó ese modelo de inspiración veneciano, estilizando las figuras y el ropaje. La campana es de una aleaciòn de bronce y plata , pesa 1800 kg. y la maquinaria del reloj, "por su tamaño el la 4ª en el mundo". Otro conjunto de iguales caracterìsticas se encuentra desde 1992 en el edificio que la empresa Siemens tiene en Bolívar y Diagonal Sur. Antes había coronado la sede que esa firma alemana tenía en la Avenida de Mayo 869

Como curiosidades , entre los visitantes ilustres figuran la señora Eva Peròn, que por un tiempo utilizó sus instalaciones  como despacho y el general Joäo Baptista Figueredo, que vivió en el edificio a partir de 1932, en el departamento 92 del 9º piso, en el marco del exilio de su padre.
Otra curiosidad es la ubicación del servicio de onda . El 18 de octubre de 1928, en los pisos altos, de Rivadavia 1757,se instalò Telefunken Service, con el prefijo L.S.4, fue la antecesora de Radio Porteña (de 1930) luego llamada Continental (1969). Allì funcionò la Cia Internacional de radio (1929) como pionera en Amèrica latina , en el servicio pùblico de "onda corta"


Fuente: Auditoría General del la Nación

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario.

Seguidores